Entradas

5 mitos sobre el arroz que deberías saber

Todos los alimentos suelen estar rodeados de falsos mitos que se suelen creer como ciertos, también el arroz. Por eso, en el blog del arroz, te contamos cuáles son los falsos mitos sobre el arroz que debes saber.

El arroz es un alimento universal, uno de los cereales más consumidos en todo el mundo, que contiene, además, múltiples beneficios. Pero, ¿estamos realmente informados acerca del arroz? ¿Creemos que son ciertas afirmaciones son verdaderas cuando, en realidad, son rumores y mitos? En el blog del arroz queremos despejar todas tus dudas, y que disfrutes del arroz sabiendo todo acerca de este cereal.

Mitos sobre el arroz

  1. El arroz engorda. Este mito sobre el arroz es falso. Los alimentos con alto contenido en agua, como es el caso del arroz, no suelen ser de alta densidad energética o calóricos. Lo importante, por tanto, es la cantidad de alimento que tomemos. Es recomendable que el arroz ocupe  1/4 del plato de comida.

    Sin embargo, si ingerimos una cantidad de calorías superior al gasto que tenemos, nuestro peso no aumentará, aunque consumamos mucho arroz.

  2. El arroz no forma parte de una dieta equilibrada. Esta afirmación es falsa.  El arroz aporta a nuestro organismo de los carbohidratos que necesita, como energía para desarrollar las actividades del día a día.

    Aunque el porcentaje de carbohidratos del cuerpo humano debe encontrarse entre el 50% o el 55 %, es beneficioso que éste aumente hasta un 60% o 65 %, en cuanto a atletas que suelen entrenar diariamente.

  3. Si eliminamos el agua, el arroz engorda menos. Uno de los mitos más extendidos sobre el arroz es éste, y es falso también. Una vez que eliminamos el agua con la que hemos hervido el arroz, lo único que conseguimos es perder las cadenas cortas de los hidratos de carbono; aquéllas que permiten que nuestro organismo digiera más fácilmente el arroz. Con esto, se pierde una gran cantidad de vitaminas y minerales, quedándonos únicamente en ese arroz  los hidratos de carbono, poca fibra insoluble -pues la soluble la eliminamos junto al agua-, además de vitaminas liposolubles e hidrosolubles.  La diferencia es que, así, al eliminar parte del almidón, el arroz pesa menos y la energía que éste aporta a nuestro organismo, es la misma; es decir, más arroz sin su agua, puede aportar más energía que una menor cantidad de arroz con su agua.
  4.  Las personas diabéticas deben consumir arroz. Cierto.  Es recomendable que las personas que padecen diabetes consuman arroz, pero arroz integral preferiblemente. Esto se debe a que el arroz blanco aumenta el azúcar en sangre mucho más rápido que el cereal integral.
  5. El arroz integral es más nutritivo que el arroz blanco. Esta afirmación es cierta, igualmente. No son pocos los estudios que demuestran que el arroz integral es beneficioso para el corazón. Por otra parte, ayuda a que mantengamos una buena salud intestinal, por la cantidad de fibra que aporta y por sus vitaminas antioxidantes y minerales.

Como habrás comprobado, no todos los mitos que circulan acerca del arroz son ciertos. Es genial conocer todo acerca de los alimentos que consumimos, y en el Blog del arroz, queremos que sepas todo lo que necesitas sobre el arroz, nuestro alimento preferido.

El ciclo del arroz: ¿cómo se elabora nuestro cereal preferido?

El arroz es uno de los cereales más consumidos y populares del mundo, pero ¿cuál es su ciclo? En arroz.es, el blog del arroz, te lo contamos.

El arroz es un cereal que empezó a cultivarse en el continente asiático, incluyendo la India, hace 7.ooo años.

ciclonormal

Desde Persia, los griegos trajeron el arroz a las tierras del Mediterráneo siglos más tarde, iniciando así su cultivo en Grecia. Posteriormente los romanos difundieron por todo su imperio el cultivo de este cereal aunque en la época del imperio romano, el arroz quedaba prácticamente relegado al uso de espesante culinario.

Su cultivo en España fue introducido, nada más y nada menos, que en el siglo VIII por los árabes, aunque no se sabe a ciencia cierta, pues no son pocos los  historiadores que afirman que los primeros en sembrar y comerciar con los granos de arroz fueron los fenicios.

¿Cuál es el ciclo del arroz?
El cultivo tradicional del arroz abarcaba un año completo. En enero- febrero comienza el ciclo del arroz, se vacían los campos de agua y se ara el fango mezclándolo con la “paja” sobrante de los arrozales del año anterior con el barro.
De marzo a abril se deja descansar la tierra dejando que se seque al sol, más tarde se deshace la primera capa.
En mayo, se vuelven a llenar los campos de agua y se vuelven a arar los terrenos preparándolos para la siembra.

 

00207

A principios de junio aproximadamente, se siembra el arroz y se deja crecer hasta mediados de agosto, cuando es el momento de secar  los campos. A primeros de septiembre se recolecta el arroz, dejándolo secar, se seleccionan y clasifican los granos y se pelan en caso de que su comercialización sea el arroz blanco.
Su proceso para la posterior comercialización del arroz consta de un primer proceso para limpiarlo, el secado y un segundo proceso de limpiado. Una cámara descascadora va separando la cáscara de los granos uno por uno. Después se blanquean, limpian y seleccionan los granos y, más tarde se pulen, clasifican y empaquetan.
El arroz constituye el segundo alimento más utilizado en el mundo después del trigo y representa un alimento fundamental para la cultura oriental. Es un cereal básico que supone el sustento de muchas familias y se caracteriza por ser altamente beneficioso para la salud, debido a la variedad de vitaminas y minerales que componen su estructura molecular. Goza de diversas clases de granos, desde el arroz basmati, hasta el arroz rojo o selva. Arroces que nos hacen disfrutar, experimentar y descubrir sabores nuevos en cada plato.

Además, el arroz tiene un papel muy importante en diversas culturas gastronómicas. Más concretamente, en España, el arroz es el ingrediente principal de las más exquisitas paellas y arroces melosos.

En el blog del Arroz.es recomendamos  las paellas y arroces del Restaurante A Banda, especializado en deliciosas recetas basadas en el arroz, además de una amplia variedad de platos y tapas.

Recetas con arroz que debes conocer

El arroz es uno de los alimentos más versátiles que existen, genial para crear una gran cantidad de recetas con las que disfrutar de su sabor y sus características al máximo. En nuestro blog arroz.es te enseñamos algunas recetas con arroz que debes conocer.

  1. Risotto de estofado de ternera.  Sobras de un estofado de ternera (300 g de carne y un vaso de salsa), 250 g de arroz, 2 chalotas, caldo casero, 50 ml de vino blanco, 30 g de mantequilla y 50 g de parmesano rallado. Aprovecharemos la carne y la salsa sobrantes de un guiso de estofado, que enriquecerán el risotto. Empezamos picando las chalotas en trozos muy pequeños. Luego las pochamos a fuego lento, añadiendo el arroz cuando estén transparentes, rehogándolo un par de minutos.Añadimos el vino y removemos  hasta que se evapore. Incorporamos la carne del estofado, una vez desmenuzada; mientras que por otro lado, habremos mezclado en un cazo el vaso de salsa del estofado y el caldo casero llevándolo a ebullición y manteniéndolo caliente.Seguidamente, añadimos un cazo de ese caldo sobre el arroz, removiendo continuamente para que absorba el caldo. En unos viente minutos, el risotto estará listo, a falta del mantecado final. Así, añadimos una cucharada sopera de mantequilla, más dos de queso rallado, removiendo  y repartiéndolo bien con el resto de ingredientes. Decoramos con una hojita de albahaca que aportará su aroma.

    recetas-arroz

2. Arroz al horno con costillas, setas y castañas. 

  • 6-8 costillas de cerdo, 150 g de setas, 2 dientes de ajo, 6 castañas, 1 cucharada de salsa de tomate o tomate triturado, 1/2 cucharadita de concentrado de tomate, 125 g de arroz bomba, 2 hojas de laurel, 1 cucharadita de pimentón dulce, 1/2 vaso de vino para guisar, tomillo, pimienta negra, sal y aceite de oliva virgen extra.

Limpia las setas, corta las costillas, pela las castañas y pica los dientes de ajo. Mientras, mantener en caliente el agua en, aproximadamente, una medida y media de arroz.

Calentar un poco de aceite en una cazuela apta para el horno, o en una sartén y saltear las setas hasta que pierdan el agua. Salpimentar y retirar. Hacer lo mismo con las costillos hasta dorarlas.

Cocinar durante un minuto los dientes de ajo con el tomate y reincorporar las setas y las costillas. Añadir las castañas y el arroz, removiendo con las hojas de laurel y el pimentón, y regar con el vino. Cuando evapore el alcohol, cubrir con  agua, salar, llevar a ebullición, bajar el fuego y dejar cocinar 15 minutos.

Precalentar el horno a 180ºC. Terminar la cocción del arroz en el horno sobre una rejilla, llevando la cazuela o trasladando el contenido de la sartén a un recipiente de barro o hierro fundido. Hornear entre 8 y 10 minutos, o hasta que el arroz esté seco al gusto. Decorar con tomillo.

recetas-arroz

 

Por el momento, puedes ir probando estas dos deliciosas recetas a base de arroz que te mostramos en nuestro blog, pero no dejes de estar pendiente de nuestras nuevas entradas, ¡terminarás siendo todo un experto en el fantástico mundo del arroz!

Recetas y fotografías: Directo al paladar