Comer arroz nunca fue tan divertido

sarten arroz

El arroz es un alimento muy importante en nuestra dieta y en la de nuestros hijos, gracias a las grandes propiedades nutritivas que tiene. Contiene calcio, hierro, vitaminas, etc. Gracias a su exquisito cocinado conseguimos que este alimento se convierta en un manjar para todo aquel que lo prueba. Ahora es posible comer arroz de forma divertida, nuestros hijos agradecerán estas recetas.

 

¿Imaginas… una mini-pizza de arroz?

 Ingredientes

  • Arroz cocido (para la base)
  • Salsa de tomate
  • Queso en lonchas
  • Jamón york
  • Champiñones (lata)
  • Cebolla (a elección)

– Elaboración

En primer lugar, debes cocer el arroz. Cuando esté cocido, debes unir el arroz en forma de “pelotita” y, cuando esté uniforme la masa, aplastarla para que quede una base de fino grosor.
Ahora es el momento de cocinar la base, debes asar la base por ambos lados, dotando al arroz de un aspecto dorado. Ayúdate de una sartén o una parrilla.

Cuando encuentres el punto deseado añade en la base el resto de ingredientes. Primero junta la salsa de tomate a la base, posteriormente trocea el jamón york y los champiñones para añadirlos en la parte superior de esta. Finalmente, coloca la loncha de queso encima del resto de ingredientes.

Para que el queso se derrita un poco y cubra a los ingredientes que están en la base, puedes meter tu mini-pizza en el microondas unos segundos. ¡No te pases de tiempo! Tu base ya está cocinada y podría estropearse. Debes recordar que siempre puedes añadir o quitar ingredientes, dependiendo del gusto de tus hijos.
Esta receta les encantará. Además, siempre puedes pedirles ayuda y disfrutarán aún más del sabor de esta mini-pizza peculiar cuando la devoren.

saco arroz

 

Polos de arroz y fresa, el postre perfecto

– Ingredientes

  • Arroz blanco
  • Fresones
  • Nata
  • Azúcar
  • Limón
  • Leche

– Elaboración

En primer lugar, con ayuda de la batidora, tritura los fresones. Recuerda que antes tienes que lavarlo, es fundamental. Cuando hayas terminado, déjalo reposar. A continuación, pon un cazo en el fuego con el resto de ingredientes (leche, azúcar, nata). Las cantidades dependerán de cuántas bocas y de cómo de hambrientos estén ese día. Pasado unos minutos añade la cáscara del limón, recuerda que debes usar un fuego bajo y no dejarlo más de 30 minutos… ¡el arroz se pasa!

Finalmente, rellena pequeños vasitos con ambas mezclas. Lo recomendable es que se rellene de forma equilibrada, aunque depende también del gusto del consumidor. Cuando estén rellenos mete los recipientes en el congelador con un ‘palito’ en cada uno, así después podrás agarrar el polo.

No hay excusas para no hacer este rico postre. Ha llegado el otoño pero seguimos disfrutando de unas magníficas temperaturas que nos permiten comer estos postres helados.

cuchara arroz

Si a tu familia le encanta el arroz y quieres sorprenderlos, no lo pienses más. Elabora estas ricas recetas y dejarás a todos boquiabiertos. Eso sí, no olvides que en la cocina se puede innovar siempre, si algún ingrediente no te gusta, cámbialo. Lo más importante es comer mientras disfrutamos en familia y con estas recetas eso es… ¡pan comido!

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *